viernes, 28 de noviembre de 2014

PINCHOS DE MEJILLONES A LA GALLEGA


Ya estamos de nuevo a las puertas del finde... es increíble lo rápido que pasan los días, verdad? De niños los días se hacen eternos y las vacaciones no llegan nunca. Cuando eres mayor en un pestañeo ha pasado una semana entera sin saber ni cómo. Y sin darnos cuenta tenemos las navidades a menos de un mes.

Este aperitivo es una idea que vi hace tiempo en una revista  y creo que caerá en mi casa en estas fiestas, porque qué quieres que te diga, vamos a ser muchos y hay que mirar un poco el bolsillo. Los mejillones están muy bien de precio y como verás te van a cundir una barbaridad si haces estos pinchos. Un mejillón, una rodaja de patata... y tienes aperitivos para un regimiento. Mejor aprovechados, imposible!

Ingredientes:
- 1 red de mejillones
- 5 o 6 patatas (más o menos, dependerá del tamaño)
- un chorrito de vino blanco
- pimentón de la Vera (dulce o picante, a tu gusto)
- sal gorda
- aceite de oliva virgen extra

Elaboración:
1. Cocer las patatas con su piel. Dejarlas enfriar y cortarlas en rodajas gorditas.
2. Limpiar los mejillones. Ya sabes que es un tostón pero qué le vamos a hacer. Estropajo nanas, y a rascar debajo del grifo.
3. En una sartén ponemos los mejillones con un chorrito de vino blanco, una pizca de sal y los dejamos abrir a fuego fuerte.


4. Ya podemos montar los pinchos. Rodaja de patata, una pizca de sal gorda, mejillón y un hilito de aceite de oliva. Rematamos con pimentón (yo le puse picante).



Antes de irme tengo que darle las gracias a María, que se ha acordado de mí para darme un pedazo de premio! María tiene un blog con un encanto especial, de esos que te ofrecen mucho más que la receta que publica, porque ella es divertida, original y muy ingeniosa. Te animo a visitarla,  merece la pena y vas a pasar un buen rato. Este es su blog: CON GORRITO Y DELANTAL , y este es el premio que yo recibo con mucho cariño. Gracias!



miércoles, 26 de noviembre de 2014

GALLETAS DE LIMÓN Y TE VERDE

Galletas de limón y té verde


Se acercan las fiestas y además de pensar en los menús también hay que empezar a pensar en algún regalito. Hoy quiero hablarte de TETERUM, una empresa que hace algo más que enviar a sus clientes y suscriptores unos tés de calidad, relajantes y personalizados con una gran variedad que puedes ver en su web. Lo que tiene de especial es que los packs de tés que recibes en casa son preparados a mano desde un centro para personas con discapacidad en riesgo de exclusión laboral y transportados en bicicleta (Barcelona/Madrid).

Son los "Artesanos con Cariño" de TETERUM, y cada uno de ellos escribe su nombre en el paquete que ha preparado y que recibes cómodamente en casa. Cuidan mucho los detalles, y por ejemplo, en el té que he utilizado para las galletas, esto es lo que dice sobre la composición:
Te verde de origen "China" Gunpowder, hierbabuena y 100% de cariño (aproximadamente 35 gr.)

Quiero aclarar antes de seguir, que yo no cobro ni me llevo nada por hablar de esta empresa más que el pack que han tenido la amabilidad de enviarme, pero no crees que además de ser un regalo bonito, original, sostenible y a buen precio,  merece la pena ayudar a mantener estos centros y las personas que trabajan allí?
Por eso te animo a conocer su web y apreciar el trabajo que están desarrollando.

Y yendo a lo nuestro, no tenía muy claro qué podía hacer con té y se me ha ocurrido hacer unas galletas con limón y té verde, porque a mi me gusta mucho el té con limón y  para ser creación mía no estaban nada mal, jajaja. No tengo mucha experiencia con las galletas pero me voy animando porque creo que son fáciles, por lo menos las que yo hago, claro. Estas lo son, y también muy ricas. En casa han gustado, así que han pasado la prueba!

Ingredientes:
- 1 taza de té verde
- 150 gr. de azúcar
- 400 gr. de harina
- 100 ml. de aceite de girasol
- el zumo de un limón
- la ralladura del limón

Elaboración:
Enciende el horno a 160ºC (con ventilador)
1. Hacemos la infusión con una bolsita de té verde y dejamos que se temple.
2. En un bol mezclamos el aceite con el zumo de limón, la ralladura y el té. Añadimos el azúcar.
3. Mezclamos con la harina. En unos minutos estará lista cuando ya no se nos pegue a las manos.


4. Hacemos bolitas con la masa y las vamos colocando en la placa del horno con papel vegetal. Las aplastamos con las manos y las metemos en el horno durante 30-35 minutos.


Las sacas del horno y las dejas enfriar antes de meterles el diente, eh?


El pack que yo he recibido ha sido preparado por Aane, a la que le doy las gracias con el mismo cariño que ella ha puesto en preparar mi paquete. En el paquete, como veréis en la foto, vienen tres clases de té, te rojo, te negro y té verde, en sobres que se cierran perfectamente para conservarlos estupendamente. ¡¡Gracias Aane!!




lunes, 24 de noviembre de 2014

ESPAGUETIS CON LANGOSTINOS AL OPORTO


Espaguetis con langostinos al oporto


Puede parecer que esta receta la hice pensando en las fiestas pero no es así. Pasó que compré langostinos congelados y los metí en la nevera por error, así que al día siguiente estaban descongelados y había que hacerlos obligatoriamente. Y como no tenía ganas de romperme mucho la cabeza acabé haciendo un plato de pasta que gustó tanto que he repetido otra vez porque, la verdad, es de las mejores recetas de pasta que he hecho últimamente.

Cuando lo pruebas te da la impresión de que lleva un caldo de pescado fantástico, y sin embargo no lleva absolutamente nada más que vino de Oporto y un poco de nata (no te aconsejo otro vino o brandy porque creo que el sabor no sería igual). Como no vamos a utilizar las cabezas ni las cáscaras, puedes hacer un caldo con ellas y congelarlo para utilizar en otra ocasión para aprovechar todo, que siempre viene bien.

Pues vamos con la receta y espero que te guste tanto como a mí:

Ingredientes:
- 800 gr. de langostinos
- 400 gr. de espaguetis
- 1 cebolla
- 1 puerro
- 1 vasito de Oporto (yo Porto Cruz tinto)
- 300 ml. de nata líquida (crema de leche)
- sal y aceite de oliva

Elaboración:
1. Pelar los langostinos y reservar las colas.
2. Picar la cebolla y el puerro y pochar lentamente en una cazuela ancha donde luego quepa la pasta.
3. Cuando las verduras estén bien pochadas añadimos los langostinos, sazonamos con un poco de sal y rehogamos hasta que cambien de color.
4. Ponemos el oporto y dejamos  unos minutos hasta que se evapore el alcohol
5. Por último añadimos la nata líquida y lo dejamos un par de minutos a fuego lento.


 Hervimos la pasta al gusto y la incorporamos a la cazuela para mezclarla bien con la salsita.


¡Que tengas una buena semana!

sábado, 22 de noviembre de 2014

LUBINA AL HORNO

Lubina al horno


De la lubina me gusta hasta el nombre... suena elegante y todo, o por lo menos a mi me lo parece. Oye, cada uno tiene sus cosas y yo me fijo mucho en los nombres. También se llama róbalo, pero da como mal rollo sobre todo con la que está cayendo... pero como esto no es un blog de política, mejor vamos a dejarlo y te digo como la he cocinado.
.

La mejor forma de hacer la lubina, para mí, es al horno. Yo por lo menos lo disfruto como una enana porque es un pescado delicioso, suave y muy agradecido. Es importante no pasarse con el tiempo como en todos los pescados, así que como se hace muy rápido hay que estar atentos y sacarlo del horno en cuanto veas que está hecho. Dependerá del tamaño de las lubinas, éstas eran de ración y con diez minutos es suficiente. Si compras una lubina grande, ponle cinco o diez minutos más.

La receta tiene un toque picante, pero si a tí no te va le quitas la cayena y listo. A mi personalmente no me gusta mucho el picante, pero un poquito no me importa y en este pescado queda de lujo.

Ingredientes (2 personas):
- 2 lubinas de ración
- 2 patatas
- 1/2 cebolla
- 2 dientes de ajo
- 1/2 cayena
- perejil picado
- aceite de oliva virgen extra
- sal
- agua o vino blanco

Elaboración:
Pide al pescadero que les quite las escamas a las lubinas, la cabeza (yo por lo menos nunca se la  pongo) y te las deje limpias y abiertas.

1. En una fuente de horno colocamos las patatas en rodajas finas y las cebolla en pluma, un poco de sal y un chorrito de aceite de oliva. Metemos la fuente en el horno a 180ºC más o menos 40 minutos. Para que se vayan haciendo bien y queden jugositas podemos añadirle un poco de agua o de vino blanco.


2. En un bol mezclamos los ajos en láminas, el perejil picado y la cayena con un buen chorrito de aceite y lo dejamos mientras se hacen las patatas en el horno para que el aceite coja todos los sabores.


3. Disponemos las lubinas abiertas con la piel hacia abajo encima de las patatas que ya estarán hechas. Las sazonamos con sal por los dos lados y las bañamos con el aceite de ajos y cayena.
4. Subimos el horno a 200ºC y hacemos las lubinas durante 10 minutos (dependerá del tamaño).



Servimos enseguida antes de que se enfríen. Al fondo puedes ver los tomates a la provenzal que hice ayer (ver receta aquí) que van tan bien con carne como con pescado y parecen muy chiquititos pero te prometo que eran tamaño normal, jajaja.


¡Feliz fin de semana!

viernes, 21 de noviembre de 2014

TOMATES A LA PROVENZAL

Tomates a la provenzal


¿Qué haces cuando piensas en el menú? Seguro que decides rápidamente lo que vas a hacer de plato principal, ya sea carne, pescado o lo que hayas comprado y entonces te crees que ya lo tienes todo... pero falta algo.

A mi me trae por la calle de la amargura el tema de las guarniciones, sobre todo cuando quiero hacer alguna comida especial o tengo invitados. Las patatas fritas son lo primero que se me pasa por la cabeza, pero llega un momento que te aburres de hacer siempre lo mismo y  quieres variar un poco. Pues estos tomates son un clásico... pero un clásico del que nunca te acuerdas, a que no?

Los tomates a la provenzal llevan una mezcla de pan rallado, ajo y perejil, que se coloca encima de los tomates y al gratinar queda una costra crujiente y deliciosa. Hay varias maneras de hacerlos, una de ellas es poner la mezcla encima de los tomates y gratinar sencillamente. No están mal, también me gustan así, pero me gusta mucho más que los tomates se hagan un rato en el horno para que estén blanditos y la piel salga facilmente.

En realidad los suelo hacer a ojo, pero más o menos las cantidades que he puesto pueden servir de referencia según la cantidad de tomates que vayas a hacer.

Ingredientes:
- 3 tomates
- 1 diente de ajo
- 2 cucharadas de pan rallado
- perejil picado
- aceite de oliva virgen extra
- sal, azúcar y pimienta negra

Elaboración:
Encendemos el horno a 180ºC
1. En un recipiente de horno con un poco de aceite en la base colocamos los tomates partidos por la mitad y los sazonamos con un poco de sal, una pizca de azúcar y pimienta negra.
2. En el mortero machacamos un diente de ajo y añadimos un buen chorro de aceite de oliva.
3. Repartimos este aceite con ajo encima de cada medio tomate.
4. Picamos un puñado de perejil y lo mezclamos con el pan rallado y terminamos cada tomate con esta mezcla. Si quieres todavía más sabor a ajo, le puedes añadir un ajo picadito también.


 Al horno durante 25 minutos y los últimos cinco ponemos el grill y los dejamos gratinar.


¡Hasta mañana!

miércoles, 19 de noviembre de 2014

GALLETAS DE MASA QUEBRADA

Galletas de masa quebrada


Estas son las galletas más fáciles del mundo. Las he visto por bastantes blogs, alguno incluso haciendo la propia masa, pero ya sabes que yo me voy a lo fácil y además entonces ya no serían las galletas más fáciles del mundo, verdad? Esto es muy simple: comprar la masa, comprar la nocilla o nutella, desenrollar, untar, enrollar, congelar, cortar y hornear... cómo lo ves?

En realidad hice también de dulce de leche pero no me gustaron y por eso no te las enseño ni te las recomiendo. El dulce de leche no se congeló (no se si a mí o es que no congela bien)  y por lo tanto no las pude cortar bien, además con el calor del horno el relleno se sale y para colmo se quema con mucha facilidad. Lo peor es que ni siquiera sabían a dulce de leche... así que si quieres probarlas yo sólo te cuento cómo me salieron a mi (mal). En cambio las de nocilla son mucho más agradables de hacer, en el horno el relleno se mantiene en su sitio y no se quema.

Ingredientes:
- 1 lámina de masa quebrada
- nocilla o nutella

Elaboración:
1. La masa quebrada que yo he comprado era redonda así que la he recortado para hacerla rectangular.
2. Untamos toda la lámina con nocilla y con un poco de cuidado la enrollamos.
3. Con el mismo papel vegetal que trae el envase envolvemos el rollo y lo metemos en el congelador un par de horas para cortarlo mejor.


Encendemos el horno a 180ºC
4. Pasado el tiempo sacamos el rollo del congelador y cortamos rebanaditas de medio dedo más o menos de grosor.
5. En una bandeja de horno con papel vegetal colocamos las galletas y las metemos en el horno caliente durante 10-15 minutos hasta que veamos que la masa está hecha y algo dorada.


Perfectas para tomar con el café.


¡Que tengas un buen día!

lunes, 17 de noviembre de 2014

POLLO CON BROTES DE SOJA

Pollo con brotes de soja



Empezamos la semana con una receta china de las fáciles, fáciles. Eso si, te tienen que gustar los brotes de soja porque si no, mal vamos. A mí me gustan mucho estos brotes que en realidad son legumbres, y además son muy sanas porque no tienen colesterol y en cambio una gran cantidad de vitaminas K y B9.

La receta, como la mayoría de la cocina china, es muy baja en grasas porque no lleva apenas aceite, el pollo tampoco contiene casi nada y menos las pechugas, y las verduras se hacen en cuestión de minutos por lo que conservan todas sus propiedades.
Y además es muy rápida porque aunque hay que macerar el pollo durante 20 minutos, el resto está chupado y se hace en diez minutos como máximo.
¿Te lo he vendido bien? Pues además está riquísima!

Ingredientes:
- 400 gr. de pechugas de pollo
- 6 cebolletas para sofrito
- 150 gr. de brotes de soja
- 1/2 pastilla de caldo de pollo
- 2 cucharaditas de harina de maiz (maizena)
- 2 cucharadas de salsa de soja
- 1 cucharadita de azúcar
- 2 cucharadas de jerez dulce
- aceite de girasol

Elaboración:
1. En primer lugar cortamos el pollo en trocitos o en tiras y lo dejamos marinar con  las dos cucharadas de salsa de soja, una cucharadita de azúcar y una cucharadita de maizena. Mezclamos bien y lo dejamos durante 20 minutos. Como ves no hemos puesto nada de sal.


2. Mientras tanto cortamos las cebolletas en tiras más o menos iguales. Disolvemos la media pastilla de caldo de pollo en un vasito de agua caliente y la otra cucharadita de maizena en un poquito de agua fria.


Como ya lo tenemos todo preparado, sacamos el wok  y en diez minutos estará listo

3. En un wok o sartén amplia con dos o tres cucharadas de aceite de girasol sofreímos las cebolletas durante 30 segundos más o menos, las apartamos a un lado y echamos el pollo marinado. En cuanto pierda el color crudo añadimos el jerez.


4. Ahora incorporamos los brotes de soja y rehogamos un minuto.
5. Por último añadimos el caldo de pollo y la maizena y esperamos a que espese, en dos o tres minutos estará perfecta.


Y servimos enseguida.
Para acompañar podemos poner arroz blanco, fideos de arroz, noodles...


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...