lunes, 28 de marzo de 2016

BUÑUELOS DE PLÁTANO



Buñuelos de plátano


De vez en cuando me gusta volver a las recetas tradicionales, las de la cocina de las abuelas que tantos recuerdos nos traen y que si bien no suelen ser nada ligeras porque no se andaban con remilgos ni tonterías como contar calorías ni grasas, la verdad es que tienen ese sabor de siempre que merece la pena no perder, aunque es verdad que no hay que abusar (estar rollizo ya no es sinónimo de salud...)

Los postres de sartén como las tradicionales rosquillas, torrijas o buñuelos, son mi perdición. Son postres fáciles de elaborar cuyos ingredientes son todavía más fáciles de encontrar, así que vamos a cerrar los ojos al tema calórico y te propongo disfrutar de unos buñuelos de plátano para chuparte los dedos. 


Ingredientes:
- 3 plátanos maduros
- 1 huevo
- 2 cucharadas de azúcar
- 100 gr. de harina bizcochona (con levadura incorporada)
- una pizca de sal
- un poquito de agua
- aceite de oliva suave o girasol
- azúcar glas

Elaboración:
1. Batir el huevo con una pizca de sal y una cucharada de azúcar.
2. Mezclar con la harina bizcochona y remover con el tenedor aunque para obtener la masa adecuada para los buñuelos deberás añadir un poquito de agua (a ojo) hasta que veas que queda parecida a la de la foto.



3. Pelar los plátanos y quitarles las hebras. Trocearlos y espolvorearlos con la cucharada de azúcar restante.
4. Calentar el aceite en una sartén o un cazo pequeño para que cubra los buñuelos totalmente, pasarlos por la masa y freírlos dos o tres minutos hasta que se inflen y estén dorados. Sacarlos a un plato con papel de cocina para que escurran el exceso de aceite.

La temperatura del aceite es importante, debe estar bastante caliente, casi hasta que humee pero sin que se queme, porque si no es así no subirán ni quedarán con la forma típica redondita de los buñuelos.




 Espolvorear con azúcar glas y servirlos cuanto antes porque fríos no están tan ricos ni de casualidad.




Nota: si no tienes harina bizcochona puedes hacerlos con harina normal y 1/2 sobre de levadura en polvo.


También puedes seguirme en  Facebook y  Twitter

14 comentarios:

  1. Pues sí, los postres de las abuelas eran únicos en todo, también en lo calórico, pero como no hay mal que por bien no venga (refrán también añejo) cerramos los ojos al tema en cuestión, mientras nos los tragamos como si no hubiera un mañana que ya vendrá el tiempo de las vacas flacas. Los buñuelos de plátano? lo mejor del mundo mundial, no hay más que ver los tuyos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Esto no engorda no?, pero quien se resiste a esto, te han quedado de fabula. Geniales

    ResponderEliminar
  3. Unos buñuelos de diez........que ricos¡¡¡¡ se tienen que deshacer al darle el bocado,nada como las recetas tradicionales ......
    Besitos guapa¡¡¡

    ResponderEliminar
  4. Yo también adoro los postres de sartén, no hay uno que no me guste. Y estos buñuelos de plátano, que todavía no he probado, ya piden a gritos que se los coman. Que tiernitos y cremosos se ven Nuria, !!quien pillara unos cuantos!!.

    Besines

    ResponderEliminar
  5. Que pintaza tienen Nuria!!de plátano nunca los hice y tienen que estar de cine,que hermosura y que buenos te han quedado, estos postres son los mejores y con un puñado de ingredientes hacemos exquisitos bocados...Bessss

    ResponderEliminar
  6. la verdad es que me encantan los fritos y los dulces mucho mas,claro que buñuelos hechos con platano no habia probado , vamos me comeria un plato, que ricos y yo practicamente cuando hago solo los pruebo, me sienta todo mal, una penita,claro que en casa dan buena cuenta de ellos, faciles y ricos, besssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  7. Hola guapa! Llevo unos días desconectada. Ahora me paso a ver tu sopa de galets, que me encanta y en casa se come mucho en Navidad.
    Estos bocaditos de plátano tienen un pinta deliciosa y seguro que no engordan nada , no? porque como es plátano, jajajajaj Oye, guárdame un par en un tupper y me paso a por ellos. Muaks

    ResponderEliminar
  8. Nuria... éste si que es un pecado capital... jajaja! Pero qué rico!! Me encanta, nunca he comido estos buñuelos pero solo de verlos y leer tu receta ya mis papilas gustativas han comenzado a salivar... Besos linda.

    ResponderEliminar
  9. Por aquí huele a pecado, y yo todavía recuperándome del atracón de torrijas... ¡Eres mala Nuria! jaja
    Mi abuelo, que en paz descanse, siempre me decía: "Sí, nos poníamos finos a roscos, tortas y buñuelos, pero nadie estaba gordo, no como ahora, que os habéis estropeado con tanto bollicao"... Oye, pues razón no le faltaba al hombre, ¿No crees?
    Anda, trae pa'ca 5 o 6 buñuelos de esos, que tienen una pinta brutal jajaja
    Un beso guapa, y feliz semana.

    ResponderEliminar
  10. que gozada de receta¡¡ la probaremos fijo¡¡.
    besos crisylaura

    ResponderEliminar

Las palabras se las lleva el viento, pero si las escribes en un comentario las guardaré para siempre. Gracias por tu tiempo y vuelve cuando quieras!
Si tienes alguna duda sobre la receta, escríbeme al correo del blog ycontupantelocomas@gmail.com y te contestaré lo antes posible.