jueves, 2 de marzo de 2017

ALITAS AL HORNO CON SOJA Y MIEL



Alitas al horno con soja y miel



En casa nunca dicen  no a unas alitas, es la parte del pollo que más les gusta con diferencia y no les importa si tienen más grasa que el resto (eso solo me preocupa a mi) o si las hago fritas, en escabeche, en salsa o al horno porque de cualquier forma son bienvenidas. 

Lo que me gustó de esta receta, sobretodo, es que se hacen en el horno y quieras que no, se reduce bastante grasa al evitarnos la fritura con aceite. Una vez más  la diferencia  de sabor se encuentra en la maceración de las alitas durante un buen rato y las terminamos en el horno sin ninguna complicación. ¡¡Más fácil imposible!!

Ingredientes:
- 600 gr. de alitas de pollo
- 3 cucharadas de salsa de soja
- 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra
- 1 cucharada de miel
- 1 cucharadita de maizena
- 1 limón exprimido
- agua (dos deditos)

Elaboración:
1. Para macerar las alitas ponemos en un cuenco la maizena y la diluimos con un par de dedos de agua. Añadimos el resto de los ingredientes: la miel, la salsa de soja, , el aceite y el zumo de limón. En principio no es necesario añadir sal porque la salsa de soja ya tiene bastante, pero también dependerá de la salsa que escojas, más clara o más oscura que tiene más sal.
Mezclamos todo bien.



2. Colocamos las alitas (mejor partidas) en una fuente y añadimos la mezcla anterior. Tapamos con papel film y las dejamos un par de horas para que cojan todo el sabor. De vez en cuando les damos una vuelta.
Calentamos el horno a 190ºC (yo pongo función ventilador).
3. En la bandeja del horno ponemos una hoja de papel vegetal, colocamos las alitas y las metemos en el horno ya caliente. En menos de una hora estarán hechas, pero a la media hora más o menos, hay que darles la vuelta para que se doren por los dos lados.


Para acompañar puedes hacer una buena ensalada o unas patatas. Yo aproveché el horno y mientras se hacían las alitas en otra bandeja hice unas patatas asadas especiadas (puedes ver la receta pinchando aquí).


¡¡Nos vemos la semana próxima!!

También puedes seguirme en  Facebook y  Twitter

23 comentarios:

  1. Hola Nuria, yo también hago las alitas así y me encantan, y aunque no debo comerlas soy incapaz de pasar sin ellas, me gustan pongas como me las pongas y estas están de cine, yo me daría un atracón que no veas como me pondría....Bess

    ResponderEliminar
  2. Es que están muy ricas y crujientes las alitas, no es de extrañar que sea la parte del pollo preferida de los tuyos. Me gustamucho como quedan en el horno, son muy cómodas de hacer.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Holaaaa, jo y quién puede decir no a unas alitas, con lo crujientitas y riquísimas que están! al horno las he hecho algunas veces pero ya no las compro porque ya hace tiempo que me compro un pollo y me sacan los filetes por un lado, me dejan la carcasa por otro para caldo y lo demás troceado para el ajillo, o salsa, o con tomate, o con lo que sea. Ahora, lo que sí te digo es que perfectamente podría ir también al horno con tu receta que me resulta buenísima. Y las patatas no digamos!
    Un besoooo

    ResponderEliminar
  4. Si le pones estas alitas a mi hijo por delante, no importa las que sean, se las come todas. En realidad gustan a toda la familia y si nos damos prisa hasta las probamos. También para mi lo mejor es que van al horno, menos grasa y más limpieza en la cocina y como están riquísimas las doy por bien cocinadas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Creo que en ninguna casa se resisten a las alitas, jeje, me encanta la idea de hacerlas al horno y disminuir un poco la grasa que tienen, seguro que te quedaron muy ricas, tienen un colorcito de lo más apetecible, se ven fantásticas, me guardo tu idea.
    Un beso y buen finde.

    ResponderEliminar
  6. Hola guapísima !!!
    Creo que es la parte del pollo por el que siempre hay unanimidad, a todos les gusta. En casa nos dejas con una bandeja gigante y no esperes que sobre nada, bueno los huesecitos bien limpios jaja
    Al horno no suelo hacerlas, y mira que la combinación de soja y miel es rica rica de verdad. Las hago en la sartén, pero te cojo la idea.
    Eres la caña Nuria, seguro que ni las probastes, y no serían por ganas. Mi ídola, te lo aseguro, no si si yo tendría tanta fuerza de voluntad :)
    Besotes mi niña, feliz finde.

    ResponderEliminar
  7. Que ricas están las alitas de pollo, me encantan,
    Las tuyas tienen una pinta magnífica y con soja y miel tienen que darle un toque delicioso.
    Un besito, guapa :)

    ResponderEliminar
  8. Casi ná la pintaca que tienen!! yo de verdad que te admiro , porque resistirte a estas alitas con esa olorcilla mientras les haces las fotos , no sé como puedes tia , ¿ ni un gustirrinin de relamer la bandeja..jaja desde luego estás que te sales !! la receta es genial ! fuera fritangas que es lo que toca ahora mismo , si señora

    un besito bien grande Nuria
    ya veo que vas viento en popa a toda vela
    y con tu marcha atrás puesta, estarás ya pivonazo total!!
    mas besitosssss

    ResponderEliminar
  9. Hola! me encantan, iría cogiendo sin fin... Te han quedado con un colorcito y una pinta que dicen ... ven... pilla.... y con esas patatitas que acompañan se hacen de lo más apetecibles, besos!

    ResponderEliminar
  10. En mi casa también es la parte del pollo que más nos gusta y aunque he visto esta receta en muchos sitios, nunca me he atrevido a hacerla, pienso que la combinación de soja y miel no va a gustar en mi casa, aunque la pinta es excelente, quizás algún día me atreva a hacerlas.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  11. Me gustan mucho este tipo de alitas, que buena tu receta!
    Bs!

    ResponderEliminar
  12. Te han quedado estupendas, me encantan estas alitas, no pararia de comerlas.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  13. Hola Nuria,que ricas esas alitas,creo que estas le gustarían hasta a mi marido que no es muy amante de ellas por lo que me llevo esta manera de prepararlas
    Feliz fin de semana y muchos besitos guapa¡¡¡

    ResponderEliminar
  14. Que buena idea y al horno se ven sanas y deliciosas.
    Saludos:
    Olguis.

    ResponderEliminar
  15. ¡Qué ricas!. Ese macerado es delicioso.
    Y las patatas tienen también una pinta de muerte.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Estas recetas son las que me gustan, sencillas y ricas. Estoy de acuerdo en que la maceración le da un punto especial.
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Hola, ya he llegado al fin!! Pues yo también las hago a la miel aunque no se parece en nada mi adobo a éste, así que ya está guardado y lo pruebo. Variar siempre me gusta. pero coincido en hacerlas al horno, se pueden hacer a la vez muchas más y son muchas las que hago pues se comen como pipas, mi familia no tiene límite comiendo alitas, jajaja!! Además más limpio y sano. En fin , hoy y siempre disfrutando con lo que nos cocnas. Cuídate preciosa!!

    ResponderEliminar
  18. Pues en tu casa pasa como en la mía, que nos encanta el pollo pero las alitas es la parte que más éxito tiene siempre, las prepare como las prepare.
    Como más nos gustan es exactamente así, con salsa de soja y miel y bien doraditas en el horno, mmm... Nos gustan tanto que nos acabamos relamiendo los dedos antes que limpiárnoslos en una servilleta je je.
    Un abrazo Nuria, y feliz semana!!

    ResponderEliminar
  19. en casa también gustan una barbaridad pero siempre las preparo a la barbacoa, la siguiente vez que las prepare las haré de esta manera haber que me dicen.
    besos crisylaua

    ResponderEliminar
  20. Wowww que delicia Nuria, me encantan tus alitas, tomo buena nota. Un besazo

    ResponderEliminar
  21. ¡Hola Nuria!Voy fatal de tiempo, por eso he tardado tanto en asomar por tu cocina ¡y mira que estas alitas huelen bien!

    A mí el pollo me encanta, lo que me menos quizá los muslos, así que en casa nunca hay peleas. Las alitas las preparo muy de vez en cuando porque tengo la sensación de ponerme como el kiko con la consecuente mala conciencia que me genera.

    Me encanta aliñarlas y dejarlas macerar cuando más tiempo mejor porque quedan más buenas. Tu receta una maravilla ¡en el horno son más sanas! y ensuciamos mucho menos

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  22. No quisiera perderme la receta de estas alitas, tienen que estar buenísimas según las has preparado, seguro que si te las ven mis nietos...
    Es una lástima no poder apreciar el olor que despiden nada más salir del horno.
    Te dejo cariños en un fuerte abrazo.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  23. A mi las alitas , como me las pongas!! me encanta eso de chupar los huesecillos,, es que las disfruto como una enana!! Bs.

    ResponderEliminar

Las palabras se las lleva el viento, pero si las escribes en un comentario las guardaré para siempre. Gracias por tu tiempo y vuelve cuando quieras!
Si tienes alguna duda sobre la receta, escríbeme al correo del blog ycontupantelocomas@gmail.com y te contestaré lo antes posible.